CRÓNICA | Psicólogos sin Fronteras: una mano al prójimo en circunstancias difíciles

Vivir en Venezuela se ha vuelto una tarea titánica en medio de los sobresaltos y sinsabores que a diario enfrentamos en nuestro tránsito vital. Los problemas parecen dispuestos a invadirlo todo y generar estados de ansiedad, tristeza y, desesperación.                                                                                                         Afortunadamente hay personas que logran sobreponerse a estas circunstancias, pero también hay quienes tardan un poco más en encontrar la salida.

Por otra parte, el saldo de la represión en Venezuela durante los últimos cinco años se calcula en centenares de víctimas y almas dolidas que han tenido que sobrellevar su aflicción en medio de la indolencia y la impunidad que laceran la existencia.

 

Conscientes de esta realidad, Psicólogos sin Fronteras (@psfvenezuela) ha tendido su mano solidaria para brindar asistencia psicosocial gratuita a personas afectadas por crisis y duelos, sin hacer distinciones excluyentes.

“Cuando el dolor llegue a ti no te sientas solo”, aconseja la organización en un mensaje difundido vía Twitter.

Marisabel Parada, fundadora y miembro activo de la institución, sostiene que “los venezolanos vivimos en un estado de sufrimiento. Las personas que se encuentran en un estado de mayor vulnerabilidad emocional deben buscar ayuda: las que tienen ansiedad, depresión, pensamientos tristes, deseo de acabar con la vida, sufren soledad”.

 

Recientemente, Psicólogos sin Fronteras desplegó un equipo de atención y brindó asistencia a familiares de víctimas de las protestas en Venezuela, en alianza con Justicia, Encuentro y Perdón.

“El valor de una mano solidaria se reconoce en los momentos difíciles”, fue la expresión de agradecimiento que comúnmente se escuchó de parte de los asistentes a la jornada de atención.

Y es que aunque el dolor se ha convertido en una parte ineludible de la vida del venezolano, vale acotar que existen profesionales comprometidos con la sociedad, dispuestos a colaborar con el desarrollo y bienestar de la misma, y eso incluye el poder acompañar a quienes atraviesan situación de crisis y duelo, de una manera empática y efectiva.

Comparte esta noticia en